Connect with us

Ciencia

CURIOSO: Estudio revela que los dinosaurios sufrían un eterno problema humano

Publicado

el

Un grupo internacional de investigadores ha descubierto que algunas especies de dinosaurios mudaban de piel, no como los reptiles en unos pocos intentos, sino en forma de pequeñas escamas, de la misma manera que lo hacen los mamíferos y aves modernas. Los expertos, quienes compartieron su estudio en la revista Nature Communications, llegaron a esta conclusión luego de revelarse que los dinosaurios plumíferos sufrían de caspa.

El descubrimiento proviene de fósiles de 125 millones de años hallados en China pertenecientes a dinosaurios con plumas y pájaros primitivos. El equipo a cargo utilizó un poderoso microscopio de electrones para estudiar los minúsculos detalles de los animales fosilizados y encontró que las células de caspa eran llamativamente similares a las que se pueden ver hoy día en los pájaros modernos.

«Los fósiles están preservados a un alto nivel de detalle, incluso hasta el punto de poder identificarse las fibrillas de queratina a nanoescala» compartió la autora principal de la investigación, Dra. Maria McNamara, perteneciente a la universidad College Cork. «Lo más destacable es que la caspa del fósil es casi idéntica a la de los pájaros modernos, inclusive la torsión en espiral de las fibras individuales todavía es visible» agregó.

La caspa, perteneciente a restos de especies plumíferas como el Microraptor, Beipiaosaurus y Sinornithosaurus, estaba compuesta por corneocitos, al igual que la caspa humana. Según los investigadores, este descubrimiento ayuda a fechar la evolución de las características dermatológicas modernas y ubicarlas alrededor del Jurásico medio cuando estos animales vivían.

«Hubo una explosión evolutiva de dinosaurios plumíferos y pájaros en ese período, por lo que resulta excitante ver evidencia de que la piel de las aves y dinosaurios primitivos evolucionó de forma rápida en respuesta a la aparición de las plumas»explicó McNamara.

«Resulta inusual poder estudiar la piel de dinosaurios pertenecientes a esta época y la presencia de la caspa demuestra que estos no eran capaces de mudar de piel de forma completa como una serpiente o lagartija moderna, sino que lo hacían mediante la pérdida de fragmentos entre sus plumas» detalló el co autor del estudio, profesor Mike Benton de la universidad de Bristol.

Las aves modernas poseen células córneas con queratina en estado suelto, estructura que les permite mantenerse frescas cuando vuelan por largos períodos. A diferencia, los corneocitos de los dinosaurios estaban densamente compuestos por queratina, lo que sugiere que no alcanzaban altas temperaturas dado que no estaban  adoptados a volar por largos trechos.

Continuar Leyendo
PUBLICIDAD
Publicidad

Ciencia

Los satélites Starlink experimentan fallos por una tormenta solar geomagnética

Publicado

el

El sistema de satélites Starlink, que provee servicio de Internet satelital de banda ancha, experimenta actualmente problemas de conexión, informó la compañía este sábado en su página web.

Starlink es propiedad de SpaceX, y su director ejecutivo Elon Musk explicó que los fallos fueron causados por una tormenta solar geomagnética severa. «Gran tormenta solar geomagnética en este momento. La más grande en mucho tiempo. Los satélites Starlink están bajo mucha presión, pero hasta ahora se mantienen firmes», reza el tuit del multimillonario estadounidense de origen sudafricano.

De acuerdo con el Centro de Predicción del Clima Espacial (SWPC, por sus siglas en inglés) de la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica de EE.UU., es la primera vez desde 2005 que se produce una tormenta solar severa.

En febrero ocurrió una fuerte llamarada solar de clase X, que ocasionó un apagón en las comunicaciones radiales de alta frecuencia en gran parte del hemisferio sur.

Continuar Leyendo

Ciencia

Alerta por la tormenta solar más grande en dos décadas que podría afectar a la Tierra

Publicado

el

Múltiples explosiones solares podrían provocar magníficas auroras en muchas partes de Estados Unidos este fin de semana.

Se espera que una severa tormenta geomagnética golpee la Tierra el viernes, provocando coloridas auroras nocturnas o auroras boreales. Los habitantes de Estados Unidos podrían ver actividad geomagnética de moderada a fuerte a partir de las 11 p.m. y durará hasta el sábado.

Los pronósticos actuales proyectan que las luces podrían verse hasta el sur de Alabama y California, según el Centro de Predicción del Clima Espacial de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica. Las posibilidades de ver las luces serán mayores en el norte de Estados Unidos, Canadá y el norte de Europa.

Para maximizar sus posibilidades de ver auroras el viernes por la noche, busque un lugar con cielo oscuro lejos de las luces de la ciudad. También son ideales cielos sin nubes. Desafortunadamente, una considerable capa de nubes se extenderá sobre los Grandes Lagos, el Atlántico Medio y el Noreste, aunque es probable que haya algunos espacios libres. Lo más probable es que haya cielos despejados en los estados centrales y la costa oeste.

Las tormentas geomagnéticas son difíciles de pronosticar y, a veces, las auroras boreales previstas decepcionan si el momento de una tormenta cambia o su campo magnético no está alineado con el de la Tierra.

“En este momento se trata de una situación bastante volátil en el Sol que estamos monitoreando muy de cerca”, dijo Bill Murtagh, coordinador del programa en el Centro de Predicción del Clima Espacial de la NOAA. “Vamos a tener un período prolongado de tormenta geomagnética”.

La tormenta geomagnética se produce cuando el sol está en su punto más activo en aproximadamente dos décadas, y se espera que permanezca así al menos durante el resto de este año.

Las auroras se crean cuando la energía y las partículas del sol perturban temporalmente la magnetosfera de la Tierra, creando una tormenta geomagnética. Algunas partículas solares viajan a lo largo de las líneas del campo magnético de nuestro planeta hacia la atmósfera superior, excitando moléculas de nitrógeno y oxígeno y liberando fotones de luz de diferentes colores.

La tormenta geomagnética prevista para el viernes es el resultado de múltiples explosiones en el Sol, llamadas eyecciones de masa coronal. Las eyecciones de masa coronal son grandes nubes de plasma solar y campo magnético. Desde principios de esta semana, el Sol ha enviado al menos cuatro o cinco de estas erupciones hacia la Tierra, que se espera que lleguen por primera vez el viernes. Es posible que algunas de estas eyecciones se combinen, aumentando la magnitud de la tormenta.

“Dependiendo de cómo se escalonen estas [ejecciones de masa coronal], se puede esperar que la actividad dure más”, dijo Rob Steenburgh, científico espacial del Centro de Predicción del Clima Espacial de la NOAA. “Nuestras expectativas y el modelo sugieren que en cierto modo se pondrán al día entre sí”.

Hasta el jueves por la tarde, los pronósticos de la NOAA predijeron una tormenta geomagnética severa, con una calificación de 4 sobre 5. Si la tormenta geomagnética es tan fuerte, la gente en los estados del sur podría ver un resplandor rojo, como ha sucedido en tormentas recientes de fuerza similar.

En ocasiones, las tormentas geomagnéticas intensas también pueden alterar los sistemas de energía, las comunicaciones GPS o las operaciones satelitales. Steenburgh, sin embargo, no anticipa problemas con los sistemas eléctricos y está trabajando estrechamente con operadores de redes en toda América del Norte antes de la tormenta.

Las eyecciones de masa coronal provinieron de un área particularmente bulliciosa en el hemisferio suroeste del Sol, denominada región activa 3664, dijo Steenburgh. Las regiones activas son fáciles de ver porque contienen áreas oscuras llamadas manchas solares. Las manchas solares son manchas oscuras temporales donde el campo magnético del sol es extremadamente fuerte y eventualmente atraviesa la superficie del sol.

“Estos grupos de manchas solares emergen y vemos cientos de ellos al año. Pero muy pocos de ellos alcanzan este tamaño y complejidad magnética”, afirmó Murtagh. “Lo que lo hace único aquí es que está muy estresado magnéticamente y es magnéticamente complejo”.

El mismo grupo de manchas solares también liberó intensas ráfagas de radiación conocidas como erupciones solares. El sol desató tres llamaradas de clase X, las más intensas, desde el miércoles. Las erupciones solares pueden interrumpir las comunicaciones por radio, aunque Murtagh dijo que los funcionarios de la NOAA no han recibido ningún informe de ese tipo todavía.

El tamaño del grupo de manchas solares está en realidad a la par con el del evento Carrington de 1859, considerada una de las tormentas solares más intensas que azotó la Tierra, pero Murtagh dijo que esta tormenta geomagnética entrante no estará cerca del mismo nivel que la tormenta Carrington.

Si todavía tienes tus gafas para eclipses solares, podrás ver las grandes manchas oscuras en el cuadrante inferior derecho del sol.

Si se pierde un buen espectáculo de luces el viernes por la noche, manténgase alerta durante el fin de semana, dijeron Murtagh y Steenburgh. El grupo de manchas solares parece permanecer activo y podría enviar más eyecciones de masa coronal hacia la Tierra antes de que se aleje de nuestra trayectoria.

“Debido a que esa región ha estado activa y tiene un historial de producción de estos, no estaría fuera de discusión tener otra oportunidad”, dijo Steenburgh. “Le digo a la gente que permanezca atenta durante el fin de semana y vigile las cosas”.

Continuar Leyendo

Ciencia

Revelan por qué murieron 20 personas que abrieron la tumba de Tutankamón

Publicado

el

Un científico afirma haber descifrado la causa de la ‘maldición del faraón’ que, según se cree, provocó la muerte de más de 20 personas que abrieron la tumba del faraón Tutankamón en 1922.

«Una encuesta realizada entre egiptólogos de campo de la era moderna revela una incidencia muy elevada de muertes inusuales compatibles con síntomas de cáncer hematopoyético, un escenario paralelo a la enfermedad por radiación causada por la exposición a radiaciones anormalmente altas de la que ya se había informado en tumbas antiguas», afirma el estudio publicado por Ross Fellowes en la revista Journal of Scientific Explorationel.

Según Fellowes, la causa de las muertes fue el envenenamiento por radiación procedente de elementos naturales que contenían uranio y residuos tóxicos que se introdujeron deliberadamente en el interior de la cámara sellada.

El científico explicó que, según la literatura funeraria egipcia, en las tumbas se dejaba una ‘torta de azafrán’ (un polvo amarillo de uranio) como un «legado de desechos peligrosos».

Se cree que los antiguos egipcios conocían sobre las toxinas. «La naturaleza de la maldición estaba explícitamente inscrita en algunas tumbas, y una de ellas se tradujo premonitoriamente como ‘los que rompan esta tumba encontrarán la muerte por una enfermedad que ningún médico puede diagnosticar’», destacó Fellowes.

Continuar Leyendo

Publicidad

Lo Más Leído