Norman Quijano reitera su inocencia tras acusaciones de la FGR: «Soy víctima del poder»

Luego de conocer las acusaciones que la Fiscalía General de la República (FGR) hizo en contra del diputado Norman Noel Quijano González, finalmente el diputado tricolor hizo un pronunciamiento público en conferencia de prensa, sobre los graves señalamientos, sin embargo, finalizado su discurso, evitó responder las preguntas de los periodistas.

El parlamentario aseguró que es «víctima del poder» y que esta dispuesto en enfrentar el juicio con la frente en alto.

En ese sentido, el parlamentario dijo que desde un principio ha dicho que se trata de un «teatro» e incluso cuestionó la seriedad de la acusación que en su contra hace la Fiscalía General de la República (FGR), donde lo señala de haber negociado con las pandillas en los procesos electorales del 2014 y del 2015.

El legislador recriminó al titular del ministerio público porque “todo el requerimiento se centra en las palabras de un criminal”.

Quijano González aseveró, que su caso forma parte de una “conjura” de parte del gobierno e incluso reiteró, que nunca negoció con pandilleros, que nunca busco ningún beneficio particular y menos quiso alterar el resultado de las elecciones del 2014 y 2015.

“Nunca financié y nunca toqué un centavo durante la campaña presidencial”, afirmó el político tricolor.

De igual forma señaló, que durante su campaña presentó una serie de propuestas o plan de gobierno a todo ciudadano que quiso escuchar su planteamiento, lo que se reunió con diferentes sectores de la vida nacional, que incluyó a campesinos, cafetaleros, maestros, médicos, personas humildes y con pastores.

“Me reuní con varios sectores, pastores, profesionales de la salud, campesinos y todo se ha centrado en un video donde me reuní con la Red de Pastores”, reprochó el diputado tricolor, al mismo tiempo que descalificó las palabras del testigo criteriado clave “Noé”.

“Nunca me he inmutado, siempre he dado la cara ante ustedes la prensa. Eso es porque no tengo nada que ocultar, tengo mi conciencia tranquila”, remarcó el diputado Quijano que evitó responder las preguntas de la prensa que quería profundizar en los señalamientos que enfrenta.

El expresidente de la Asamblea Legislativa afirmó que enfrentará el proceso de antejuicio “con la frente en alto”, aunque no especificó si pedirá que se le quite el fuero constitucional para demostrar si sus declaraciones son ciertas en los tribunales de justicia

Sobre Guillemo Gallegos se limitó a decir que no hablaría en mal de él, ya que la gente debe recordar la imagen que él se ha construido durante su trayectoria política, lo cual “dice más de lo que yo pueda hablar. Recuerden que él también se ofreció en formar parte de la Comisión de Ética de la Asamblea Legislativa”.