Connect with us

Opinet

Golfo de Fonseca, alcaldes irresponsables y un tal Dr. Stockmann

Publicado

el

Esta semana se cumplen 132 años desde que Henryk Ibsen escribió «Un Enemigo del Pueblo».

La obra es una crítica a una población que se siente orgullosa de la clase de alcalde y de sistema (débil y corrupto) económico que
tienen. Stockmann es un medico que descubre que en el balneario (fuente de turismo y dinero del pueblo) existe una bacteria provocada por los desechos de un molino de una familia poderosa que podría enfermar a todos los habitantes.

La solución es cerrarlo para tratar las aguas y
evitar daños mayores e incalculables. Empresarios, medios, ciudadanía, finalmente el alcalde que es su hermano terminan declarándolo enemigo del pueblo por
querer cerrar el único medio de subsistencia de los habitantes. En aquellas circunstancias Stockmann interesado en el bien común acaba siendo una amenaza.

En la zona oriental de nuestro país bien podría estarse gestando la segunda parte de la obra de Ibsen, lo que Stockmann deseaba evitar. Según el juez medioambiental de San Miguel, en el Golfo de Fonseca, la parte que comparten al menos seis alcaldías han dejado que se contaminen las aguas del mar que ya comenzaron a arrojar moluscos muertos afectando la economía de los pescadores locales. No solo, la población –sostiene el juez- no tiene conciencia ni cultura ambiental, abona a la tragedia que las alcaldías y los ministerios no han estado
haciendo nada por resolver el problema que está
afectando a todos.

En El Salvador el caudillismo malo como rémora del siglo 18 se evidencia actualmente en el poder local.

Las alcaldías se han convertido en coto de caza de un elite provinciana que muy poco interesada en desarrollar a sus municipios como ciudades circulares y amigables con el ambiente poseen un culto a la infraestructura (muchas
veces poco provechosa) que les facilita cobrar en negro porcentajes que van desde el 10% al 30% según la importancia del proyecto. Este ingreso ilegal permite operar un clientelismo que les reelige indefinidamente.

El caso más paradigmático que refleja la vigencia de la obra de Ibsen lo observamos en los alcaldes involucrados en la crisis del Golfo: pertenecen al partido ARENA y llevan como máximo en la comuna 12 años. En todo ese periodo nunca miraron hacia el mar o cuando menos no
se imaginaban que bajo las aguas que vieron había vida.

El FODES -que bien podría haber servido para evitar la crisis ambiental en la que están inmersos por negligentes estos munícipes- pensado para potenciar el desarrollo ha
terminado siendo una fuente de corrupción que
disfrazada de buenas obras ha creado derivada de la política una nueva clase económico-social en los municipios del país.

Por estos lares los alcaldes honrados son como los marcianos. Nadie los ha visto hasta ahora.¿Exagerado? No. Porque hasta el alcalde que no cobra la coima de los proyectos, vía FODES, se agencia un salario desigual en relación a sus vecinos y, no solo, además bajo la figura de
gastos de representación o viáticos aumentan su
patrimonio de manera escandalosa. Desde luego el Concejo Municipal no se salva porque para lograr (votos) el silencio o complicidad de sus miembros la erogación de dietas para ellos en los presupuestos es igualmente una jarana al erario municipal.

Corolario:
Cuando niño observaba al Dr. Fausto Cisneros pasando por el negocio familiar caminando desde su casa-clínica hacia la alcaldía, regresar a almorzar y luego volver a su trabajo en el despacho municipal cada día. En el oriente
ya ningún alcalde va caminando a su oficina.

Con FODES
se compran narco-carros que les otorgan el estatus que su inculta existencia no puede darles, de allí que, así le va al Golfo de Fonseca. Los políticos ahora son como la ropa interior de cualquier color. Hay que cambiarla seguido porque sino apestan.

Las protestas a nivel hemisférico que hemos visto en los últimos días es debido al descredito de los políticos que aprovechándose de la democracia llevan ejerciendo poder demasiado tiempo, sean estos de derecha o izquierda.

No es ideológico, es ciudadano el malestar.
Como Ibsen hace decir al doctor Stockmann en su obra: hay una vieja equivocación popular: creer que la cultura intelectual es contraproducente, que debilita al pueblo.

Lo que en realidad debilita al pueblo es la ignorancia, la pobreza y todo lo que se hace para embrutecer. Cuando en una casa no se barre ni se lava el suelo, sus habitantes acaban por perder en un par de años toda noción de
moralidad.

La conciencia, como los pulmones, vive de
oxígeno, y el oxígeno falta en casi todas las casas del pueblo, porque una mayoría aplastante (hasta ahora)*, que es lo bastante inmoral, quiere basar el progreso de nuestra ciudad en cimientos falsos y engañosos.

ESCRITO POR MARVIN AGUILAR. Analista político, Culturologo, graduado de la Universidad Estatal de Moscú. Cineasta documentalista. Columnista.

@_aguilarumana
      

Opinet

Una protesta virtual como reacción lógica a la hegemonía occidental

Publicado

el

Hace muchos años los políticos progresistas se preguntaron ¿por qué es tan difícil construir un mundo multipolar? La raíz del problema está vinculada con recursos naturales, dineros y dominio internacional. Intentando tomar el control bajo todos los procesos globales, unos países acuden a la política sucia declarando que solo su visión es correcta y corresponde al las exigencias modernas de la sociedad. Unos países intentan sembrar mencionada visión en otros estados para distribuir su control político. Teniendo en cuenta la diversidad cultural del mundo moderno se hace más difícil establecer la hegemonía, por eso siempre inventan nuevos instrumentos de manipulación.

Destrozar a Brasil o como funciona la hegemonía occidental

Uno de los instrumentos más eficaz de la política sucia es amenazar a los competidores mediante terceras partes. Recientemente, Brasil se chocó con este instrumento de presión. Se sabe que Brasil es uno de los miembros de los BRICS (es una organización interestatal informal formada por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica). Esta organización pretende desarrollar una amplia cooperación en economía, finanzas, educación, ciencia, cultura y otras áreas. Hace unos días el mando de los BRICS declaró que a partir del 1 de enero de 2024 el organismo internacional admiten a 6 nuevos países (Argentina, Egipto, Etiopía, Arabia Saudita, Irán y Emiratos Árabes Unidos).

Dicha noticia provocó día de luto en los gabinetes de Estados Unidos y la UE. Es que los BRICS se alejan de los dólares realizando operaciones económicas en las modernas nacionales. Se sabe que los países occidentales encabezados por Estados Unidos intentaron diplomáticamente obstaculizar el desarrollo de los BRICS para guardar su dominio en la economía internacional. Ningún país occidental amenazó ni criticó abiertamente a los BRICS por el miedo de perder puntos políticos ante los ojos de la sociedad democrática, ya que se utilizaron las partes terceras. El ejemplo elocuente es Gunther Fehlinger, presidente del Comité Europeo para la Ampliación de la OTAN. Fehlinger criticaba abiertamente a los BRICS y precisamente al gobierno brasileño. En sus redes sociales acusó al presidente brasileño, Lula da Silva, de apoyar a Rusia demandando salir de los BRICS. Tras obtener una respuesta negativa a sus demandas, el liderazgo de la OTAN amenazó con poner la fragmentación de Brasil en la agenda de la cumbre del organismo militar.

Hay que repetir otra vez. El representante oficial de la OTAN amenaza al pueblo brasileño declarando la posibilidad de destrozar a Brasil por su posición política incorrecta. Según la versión de Fehlinger, será la liberación de las regiones brasileñas. Es evidente que el pueblo brasileño estaba sorprendido y enojado por este gesto político.

Brasil no es el único país en la lista de Fehlinger. El representante de la OTAN ofreció a sus seguidores de Twitter variantes como se puede destrozar a otros países que se unirán a los BRICS.

Entonces, así es el mundo de la hegemonía occidental orientado al dominio total. Si tu opinión no sigue la política común y “correcta” estarás fuera del sistema, te quedarás sin defensa y apoyo.

La cultura de la cancelación

Otro fenómeno de la hegemonía occidental se llama la cultura de la cancelación. Según unos diccionarios, la cultura de la cancelación es un neologismo y un fenómeno social que se desarrolla en las redes sociales que busca aislar a aquellas personas que han asumido actitudes o comportamientos que son mal vistos socialmente, aun cuando dichas conductas no constituyen un delito.

En Siglo XX unos países acudieron a este instrumento político para aislar en todos los modos a sus adversarios. Un ejemplo elocuente y bien conocido es el caso cubano. En marcos de su política exterior, Estados Unidos bloquearon económicamente y políticamente a la isla. El segundo paso de su bloqueo correspondía a la propaganda agresiva en los medios de comunicación contra entonces gobierno cubano. El tiempo no cambió nada, Cuba sigue siendo una amenaza a los intereses nacionales estadounidenses. Resulta que hoy la isla caribeña está aislada y sancionada por todas las partes.

Así funciona la cultura de la cancelación.

Lanzamiento de una protesta virtual como la respuesta dura a la hegemonía occidental
Unos consideran que la guerra en Ucrania es la consecuencia directa de hegemonía occidental, pero la guerra no es formalmente una guerra porque ni Rusia ha declarado la guerra a Ucrania ni este país a Rusia. A pesar de eso, todo el mundo sigue monitoreando este extenso conflicto militar.

Y todo el mundo se dividió en dos partes. Unos expresaron su apoyo total a Ucrania y los países occidentales acusando Rusia en intervención militar y crímenes de guerra. Los demás expresaron su apoyo a Rusia considerando que el mando ruso se vio obligado a llevar a cabo la guerra en Ucrania para defender al pueblo ruso residente en Ucrania y poner fin a la hegemonía occidental.

Hace unos días los fieles latinoamericanos a la posición rusa lanzaron en las redes sociales su protesta virtual contra la hegemonía occidental y su política devastadora y egoísta. Los mensajes publicados están acompañados con hashtag #suspendamosaloccidentejuntos. Hoy más gente se une a esa iniciativa y la promociona.

Según dicha manifestación virtual, los gobiernos europeos liderados por Estados Unidos decidieron que ellos tienen derecho de dictar a otros estados soberanos su voluntad. El objetivo de la acción es atraer la atención de los pueblos al problema de la hegemonía occidental y decir bienvenido a un mundo multipolar libre de política colonial. La idea consiste en divulgar en modo extenso hashtag #suspendamosaloccidentejuntos para mostrar a los países occidentales que su mundo basado en solo sus reglas está cayendo al vacío.

Los manifestantes llaman a sus lectores promocionar hashtag en Twitter y otras redes sociales tomando fotos con él. Unos usuarios de Telegram expresaron su soporto completo a dicha iniciativa exigiendo realizar un boicot contra medios de comunicación occidentales y comenzar a utilizar marcas y productos que provengan de los países que sean parte de los BRICS.

También unos usuarios de Telegram enviaron sus fotos en marcos del apoyo a la protesta virtual.

La iniciativa se extendió hasta Brasil donde hablan en portugués. La geografía de la protesta virtual está aumentando poco a poco.

El mundo está harto de hegemonía

No solo América Latina está cansada de la hegemonía occidental. En Estados Unidos también hablan más sobre el tema incómodo. Recientemente, la republicana Marjorie Taylor Greene considera que el mundo está harto de la política estadounidense y por eso crea nuevas organizaciones como los BRICS.

Vivimos en los tiempos cuando hay que respetar culturas y valores de otros países. Es evidente que un país pequeño, subdesarrollado y de poca población no puede hacer nada para resistir a la hegemonía. Pero eso no significa que un país más poderoso tiene derecho de utilizar los recursos de este país pequeño en sus propios beneficios.

Hay que construir mejor mundo. Quizás su construcción no sea a corto ni mediano plazo pero hay que imaginar, sostener y trabajar esa idea de generación en generación.

Continuar Leyendo

Opinet

El tema de cambio climático se hace más politizado y militarizado

Publicado

el

El impacto que las amenazas climáticas, como sequías, inundaciones, ciclones, la subida del nivel del mar o las temperaturas extremas, ejercen sobre el desarrollo socioeconómico de una sociedad es enorme. Teniendo en cuenta todos los riesgos devastadores ya está plenamente aceptada la idea de que todos los gobiernos deben apoyar las iniciativas orientadas a la lucha contra el cambio climático.

Por lástima, unos países aprovechan la situación peligrosa con el objetivo de promover sus ideas e interesas nacionales. Hoy el tema de cambio climático es mucho más politizado a comparación con otros temas sociales importantes. Un ejemplo elocuente es Estados Unidos y su política de presión diplomática.

El tema de clima como instrumento de la presión diplomática contra otros países

Dando el ejemplo hay que mencionar las declaraciones del enviado global del presidente estadounidense Joe Biden para el cambio climático, John Kerry. Kerry dijo que se propone “aumentar las ambiciones” de todos los países en la lucha contra el cambio climático destacando que Estados Unidos tiene a su disposición algunos premios y castigos diplomáticos para todos los países. Así Washington informa a todo el mundo que sería mejor obedecer a su visión correcta.

Cabe decir que parcialmente la posición estadounidense tiene derecho de existir. Es que unos países no castigan ni sancionan a su población por no cuidar la naturaleza lo que provoca la contaminación, la deforestación y la pérdida de biodiversidad en los países vecinos. Pero ¿cómo se puede diferenciar entre la presión política y la defensa de clima? La frontera entre dos afirmaciones es tan débil.

En los marcos del cuidado de la naturaleza Estados Unidos intentó establecer su control bajo los recursos acuáticos de los países soberanos. A principios de junio de 2022 la vicepresidente estadounidense Kamala Harris declaró que la mayor parte de los intereses nacionales estadounidenses está vinculada directamente con el nivel suficiente del agua. Se trata sobre aguas dulces y superficiales entre otras. Para asegurar el cumplimiento de los intereses nacionales está prevista la participación estadounidense en todos los procesos de control y gobernanza de los recursos acuáticos, incluso si acontecen en los países extranjeros. Según dos casos mencionados ya se puede probar que el tema de clima no es tan sencillo como parece.

Recientemente Estados Unidos declaró que tiene derecho de decidir el destino del planeta. La Casa Blanca está sugiriendo el “posible despliegue” de técnicas radicales contra el cambio climático, como el bloqueo artificial de la luz solar, como parte de su programa contra el cambio climático, a pesar de las advertencias de los expertos de que tales iniciativas pueden tener efectos devastadores para el planeta. Llegamos a otro problema. El tema de clima necesita la unidad de toda la sociedad internacional. Ningún país puede imponer sus puntos de vista a todo el mundo. Actualmente no hay instrumentos efectivos e independientes que podrían asegurar imparcialidad política en el ambiente de clima.

El tema de clima y ambiente militar

Parece ser imposible pero el tema de clima preocupa mucho a los militares de los países más potentes del mundo. Los altos funcionarios consideran que los problemas climáticos amenazan directamente a la seguridad nacional.

En 2018 en USA había un conflicto interno entre el gobierno de Trump y legisladores estadounidenses. Por un lado, la administración de Donald Trump se ha salido del Acuerdo Climático de París, ha propuesto eliminar tres cruciales nuevos satélites climáticos, ha incumplido un compromiso de 2.000 millones de dólares prometidos durante la presidencia de Obama al Fondo Verde del Clima y quiere recortar la financiación de los programas del clima domésticos de la Agencia de Protección Medioambiental estadounidense (EPA) y los programas globales de la agencia de asistencia USAID. Por el otro lado, el congreso de los Estados Unidos, dominado por el partido republicano, ha afirmado que el cambio climático es una prominente amenaza para la seguridad nacional, y ordenado que el Departamento de Defensa analice con detalle cómo va a afectar a sus instalaciones más importantes. Al mismo tiempo, la cámara abordó la necesidad de dar más fondos al ejército para enfrentarse a las amenazas del calentamiento global.

En febrero de 2015, la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos junto a otras instituciones publicaron dos informes sobre geoingeniería (propuestas tecnológicas para manipular el clima) que fueron financiados, entre otros, por la CIA estadounidense. La CIA y otros sectores del aparato de inteligencia estadounidense han calificado el cambio climático y el control del clima como factores geopolíticos estratégicos y de seguridad nacional. En 2009, la CIA abrió incluso su propio Centro de Cambio Climático y Seguridad Nacional, pero el Congreso le ordenó cerrarlo en 2012.

En 2021 el Pentágono mencionó que el ejército empezará a dedicar una porción significativa de su presupuesto a incorporar en su planificación las amenazas relacionadas con el clima.

Los periodistas bautizaron la situación como la guerra climática mencionando periódicamente el programa Haarp como la parte más elocuente de esa guerra (Es un conjunto de antenas con capacidad de crear modificaciones en la ionosfera).

Conclusión

El tema de clima está directamente vinculado con política y ambiente militar. Los jugadores más potentes del mundo lo usan para promover sus intereses nacionales en todo el mundo. El tema de clima oculta dentro de sí la potencia peligrosa que podría desencadenar las guerras en todo el mundo. Ningún país debe utilizar el tema de clima en marcos de su lucha contra los gobiernos no amistosos.

Escrito por Jorge Sánchez, periodista de La Jirafa

Continuar Leyendo

Opinet

¿Por qué nos equivocamos tanto en el amor?

Publicado

el

Redacción elaboró la pregunta que titula esta intervención. Personalmente tengo dificultades para ubicar títulos a lo que escribo pero no así para hacerme preguntas, aunque reconozco que está pregunta la hubiera hecho de otra manera, y si es de otra manera, es decir con otras palabras, la vieja pregunta sería a su vez una nueva pregunta: ¿por qué nos equivocamos tanto en el amor? es lo que me preguntan, y yo preguntaría ¿y por qué no debería de ser así? ¿Por que nosotros deberíamos de acertar en el amor?

Existe, como parte que habita el mundo, la historia y nuestras cabezas, cierta idea sobre lo complementario. Como ejemplo, los conocidos gestaltistas elaboraron leyes conocidas como prägnanz, estas leyes pretenden explicar la idoneidad de la captación de las formas a través de la función de la percepción. La ley del cierre, en concreto, estima que una forma se percibe mejor entre más cerrada se encuentre, y que de ser amplia la ausencia o falta de la forma, la ley estipula que el proceso de percepción la terminará por complementar… ahora bien, si esta idea es verdadera en la extensión del concepto es otro tema, lo importante para nosotros es ejemplificar la existencia de lo complementario.

Pero no solo es la Gestalt que habla de lo complementario, lo podemos encontrar en la religión, la cultura, el arte, lo cotidiano. Lo complementario esta presente, su idea reitera que lo incompleto debe cerrarse: y el amor no está expulsado de tal condición.

Representación de la Ley de Cierre propuesta por la Gestalt

Dar con lo que funda la idea de la complementariedad en el amor excede no solo la nota, excede la historicidad misma, ¿quién sabe cuando es que se fundan los asuntos originales de la humanidad? Eso, bueno, si es que acaso los hay. Lo que sí sabemos es que la idea del complemento amoroso estaba presente en los griegos, y sepamos poco o mucho de ellos sus actos persisten como sostén de nuestra cultura. Platón nos ofrece el texto conocido por nosotros como El Banquete, es fácil hacerse de él por medio de la internet o en alguna librería local. En el texto Platón recrea la reunión realizada por variados personajes en la que se discuten las ideas acerca del amor; Sócrates es uno de los personajes de está reunión.

Me parece que a pesar del centro de gravedad de importancia que puede generar Sócrates (así como Platón y Aristoteles) es Aristófanes quien suele capturar mayor relevancia en El Banquete, más bien, importancia en nuestra interpretación y uso del texto. El segmento de Aristófanes, su participación en el texto, es conocido como El Mito de Aristófanes, se han realizado alrededor de él cuantiosa cantidad estudios y comentarios; es basto, posiblemente inagotable como todo buen mito. El Mito se podría resumir en lo siguiente: Aristófanes explica la razón por la cual entre humanos nos buscamos, nos relacionamos, en esto del amor, lo hacemos para dar con el complemento porque nuestro origen es dual: éramos seres duales que compartíamos el mismo cuerpo y hemos sido arrancados de nuestro cuerpo original, total. Nuestros cuerpos sexuados, nuestras prácticas, nuestra cultura, todo un microcosmos se desprende del Mito de Aristófanes; el Mito, si quisiéramos, podría ser el fundador del porque en el amor se busca al complemento, la pieza que falta: el elegido, el que ha sido diseñado para uno.

Representación de los humanos según el Mito de Aristófanes

Aquí he de poner esta advertencia: que la terapia, al menos en la que trabajo, no puede y no debe reducirse a un asunto netamente psicológico pues entiendo que hay un más allá ajeno a la psicología y que por eso no se puede psicologizar la realidad a pesar de que la mayoría de colegas lo hagan. La experiencia en la terapia me ha dejado observar lo reiterado de este asunto del complemento y del cierre. Visto a manera superficial: desde la elección de la pareja, el enamoramiento, el desarrollo de la relación y su futuro, las fases del amor están articuladas en el umbral de la idea del complemento; allá la iglesia o la cultura que intensifique este umbral con la media naranja, tal para cual y el ayuda idónea.

La realidad castiga, ejerce una enseñanza que no siempre es fácil de captar. El fracaso del complemento en el amor que queda evidenciado en las relaciones descubren el siguiente movimiento: la condición de error de la relación recae en uno o el otro o en los dos, pero no lo hace en el amor; el amor, como ideal, sale consistente y fuerte para perpetuar la búsqueda del complemento y a la vez, la lectura e interpretación que se hace de la relación en la que se falló, parece, que termina de matizarse con la perfección; es como un purgatorio la relación fallida, una estancia que limpia al sujeto de sus errores en el encuentro con el otro. Esto es cercano a o que nos muestran las series televisivas que consumimos, el enamorado salta de relación en relación hasta dar con la elegida o dar con el elegido, the one; el camino entre amores, el martirio en su nombre, es el valor del perfeccionamiento y adecuación para el tiempo de la complementariedad que tarde o temprano llegará.

Pero la práctica me reitera el posible carácter de ilusión de este complemento, por lo tanto la pregunta de este tema que se formula al inicio es es respondida con cabalidad cuando escribo ¿por que debería de acertar en el amor?

Con esta formulación no he solucionado nada, pero quizá estamos en el tiempo volver a hacernos preguntas porque habiendo tantas respuestas en el mundo, la red y las revistas, la ineficacia de las respuestas puede que demuestre la banalidad y falta de ajuste que tienen con lo que sucede realmente entre humanos. Esta nota no es ni conclusiva, ni un NO rotundo al amor, más bien apertura la pregunta sobre que lugar tiene el amor en un mundo donde no es posible el complemento.

Posiblemente me atreva a escribir de ello otro día.

Por: Alex Escobar Blanco

Atención psicológica: Clínica y Psicología de la Salud | Fenomenología – Hermenéutica

Las personas interesadas pueden llamar al +503 78429802. También, pueden conseguir muchos recursos útiles en el sitio Web https://acortar.link/zHChK3

Continuar Leyendo

Publicidad

Lo Más Leído