Connect with us

Internacionales -deportes

La primera temporada saudita de Cristiano Ronaldo acaba sin pena ni gloria

Publicado

el

De los fuegos artificiales y la euforia cuando llegó el jugador cinco veces Balón de Oro a una cierta apatía en el final de esta temporada, así ha sido el recorrido de CR7 en apenas unos meses. Lo simbolizaba su último partido del curso, el miércoles ante el Al Fateh, que el jugador del Al Nassr siguió desde el banquillo por un problema físico.

Después de haber contratado a Cristiano Ronaldo para dos temporadas y media y con un contrato cuyo cuantía ascendería -según informaciones no confirmadas- a 400 millones de dólares, el Al Nassr terminó segundo en la liga saudita, sin trofeo pero con el consuelo de una clasificación para la Copa de Campeones asiática. Y el portugués tan solo ha anotado 14 goles, 5 de ellos de penal.

Pese a los resultados deportivos, la llegada del jugador de 38 años, ex de Manchester United, Real Madrid y Juventus, sigue siendo una buenísima operación de marketing para el fútbol saudita, que quiere dar el gran salto en el panorama internacional, buscando además ser considerado un destino atractivo para inversores extranjeros y turistas.

Según varios medios de comunicación, el siete veces Balón de Oro Lionel Messi, actualmente en el París Saint-Germain y que en diciembre condujo a Argentina a su tercer título mundial, habría recibido una oferta faraónica de 400 millones de euros por año para aterrizar también en el reino. Y, desde el martes, la prensa española habla de una oferta del Al-Ittihad al atacante francés del Real Madrid y último Balón de Oro Karim Benzema.

Los inmensos recursos del fondo de inversión público saudita podrían permitirlo. Financian ya la liga disidente de golf LIV y han permitido la adquisición del club inglés Newcastle United.

INTERESANTE!  Paolo Guerrero, seleccionado peruano estará finalmente en Rusia 2018

Arabia Saudita sueña también con organizar en el futuro el Mundial de fútbol, siguiendo el ejemplo del vecino Catar y asociándose eventualmente para ello con Egipto y Grecia en una candidatura conjunta.

Los esfuerzos de las autoridades sauditas para hacerse un lugar en el mundo del deporte son señalados a menudo como un intento de enmascarar el balance del país sobre Derechos Humanos. El año pasado, 81 personas llegaron a ser ejecutadas en un mismo día y la homosexualidad sigue siendo perseguida.

El asesinato del periodista Jamal Khashoggi en las instalaciones del consulado de Arabia Saudita en Estambul en 2018 provocó una ola de indignación internacional.

Cristiano Ronaldo ha realizado muy pocas declaraciones públicas desde su llegada a Riad acompañado de su pareja, Georgina Rodríguez, una popular ‘influencer’ que tiene 49,5 millones de abonados en su cuenta de Instagram.

«Poco a poco, creo que este campeonato será uno de los cinco primeros del mundo», aseguró Cristiano Ronaldo en una entrevista.

La llegada de Cristiano Ronaldo dirigió los focos a la liga de Arabia Saudita. El número de personas que siguen al Al Nassr en Twitter pasó de 800.000 a 4 millones y en Instagram de 2 millones a más de 14 millones.

Las aficionadas, que hace apenas unos años tenían vetada la entrada a los estadios, son ahora habitualmente en la grada y la presencia de Cristiano Ronaldo ha atraído a un público familiar.

Pero un sector de la hinchada se queja, eso sí, del rendimiento de Cristiano Ronaldo, del que esperaban más.

Después del empate del Al Nassr ante el modesto Al Khaleej hace dos semanas, Mubarak Al Shehri, un hincha, se indignaba con «la mala e incomprensible actuación» de Cristiano Ronaldo.

INTERESANTE!  Pelé dejó de responder a la quimioterapia y pasa a cuidados paliativos

Otro aficionado, Ibrahim Al Suwailem, ponía en cuestión la decisión de haberle fichado: «Solo Cristiano Ronaldo no es suficiente. ¿Vale tanto dinero? Es por la publicidad, pero los hinchas quieren ganar campeonatos».

Internacionales -deportes

LeBron James es el primer jugador de la NBA en llegar a 40,000 puntos anotados

Publicado

el

Extendiendo su récord de máximo anotador histórico de la NBA, LeBron James firmó el sábado un nuevo hito de su legendaria carrera al convertirse en el primer jugador en llegar a los 40,000 puntos anotados.

La superestrella de Los Angeles Lakers, de 39 años, recibió una gigantesca ovación de su público pero no pudo redondear la gesta con un triunfo ante los Denver Nuggets, vigentes campeones, que se impusieron por 124-114.

«Ser el primer jugador en hacer algo en esta liga es genial, porque uno conoce la historia y la excelencia que ha pasado por la liga», afirmó James. «Pero lo principal siempre es lo principal y eso es la victoria. Y odié que esto tuviera que ocurrir en una derrota, especialmente contra un equipo que juega extremadamente bien».

«Jugamos un buen básquet, pero no pudimos zanjarlo, así que fue agridulce, pero disfruté de cada momento mientras estuve en la pista», aseguró.

Antes del partido, a James sólo le faltaban nueve puntos para alcanzar la barrera de los 40,000 y los completó en el segundo cuarto con una entrada a canasta en la que se zafó de Michael Porter Jr. con un giro sobre sí mismo y convirtió una bandeja con la mano izquierda.

Los alrededor de 20,000 aficionados del Crypto.com arena, que ya estaban en pie expectantes, reconocieron con aplausos al jugador que los ha liderado las últimas seis temporadas y los condujo al anillo en 2020.

«Mucho respeto y mucha lealtad a la afición de los Lakers por mostrarme ese cariño», dijo James, que aseguró «no tener idea» de si algún jugador será capaz de batir este récord.

INTERESANTE!  Paolo Guerrero, seleccionado peruano estará finalmente en Rusia 2018

«Tienes que jugar bastante tiempo y tener algo de buena suerte en cuanto a lesiones y esas cosas», apuntó.

Continuar Leyendo

Internacionales -deportes

Luka Modric dio una nueva victoria al Real Madrid

Publicado

el

El Santiago Bernabéu recurrió a uno de sus héroes habituales de la última década para solventar un partido que se le había vuelto un crucigrama. Este domingo, el Real Madrid venció 1-0 al Sevilla gracias a un golazo de Luka Modric, el “eterno” mediocampista que se ha visto relegado a un rol de suplente habitual esta temporada.

La plaga de lesiones en el Real Madrid obligó a Carlo Ancelotti a formar con lo que tenía disponible. Lo llamativo es que, ni con tantas bajas, Modric encontró lugar en la formación de arranque. En el banquillo esperó su turno junto a prácticamente puros juveniles y cuando más le necesitaron, el Balón de Oro del 2018 puso de pie al Bernabéu con esa magia que parece inagotable.

Pudo ser goleada de haber sido una noche con puntería, como bien un empate sin goles por la resistencia que el Sevilla montó al paso de los minutos. Lo cierto es que al Real Madrid le anularon un gol antes del minuto 10 por una presunta falta de Nacho Fernández recuperando el balón que, a la postre, terminaría en las redes visitantes por medio de Lucas Vázquez.

El VAR le “rascó” hasta el mínimo detalle y encontró un toque de Nacho en el pie de En-Nesyri para invalidar el gol del Real Madrid, ante el reproche de los aficionados, jugadores y hasta un molesto Carlo Ancelotti, que se llevó la amonestación.

El Sevilla, con Sergio Ramos como capitán en el regreso a la que fue su casa por 16 años vestido de blanco, soportó bien plantado en defensa lo que el Real Madrid buscaba. Sin Jude Bellingham ni Joselu disponibles por lesiones, los blancos apostaron por Vinicius, Rodrygo y Brahim en una formación sin 9 nominal, pero el más peligroso fue Fede Valverde.

INTERESANTE!  VIDEO | El primer gol de la temporada para Vinícius le dio la victoria al Real Madrid

Un cañonazo de Valverde al 43′ obligó al noruego Orjan Nyland a sacar a una mano con un lance espectacular. Al inicio del complemento, otra vez el uruguayo puso el peligro para el Madrid con un remate al poste, pero se negaba la ventaja para los de la capital.

El líder de LaLiga se prendió a partir de entonces con una serie de llegadas de Vinicius y de Rodrygo, aunque una atajada de Lunin a bocajarro evitó lo que pudo ser el premio para el Sevilla, que se quedó con la miel en los labios.

Como anécdota quedará la lesión del árbitro Isidro Díaz a la hora de juego. Entre gritos de “Vete al hospital” y “Que entre Negreira”, los aficionados blancos despidieron al que veían como “villano” -hasta ese momento- del empate sin tantos.

Con un cuarto de hora por jugar, Ancelotti mandó a Luka Modric a “salvar” al Real Madrid y así lo hizo. Desde afuera del área, previo control dirigido excelso, el número 10 le pegó con la parte interna para vencer a Nyland y hacer explotar al Santiago Bernabéu, que celebró a uno de sus históricos, cuyo futuro parece estar lejos de la Casa Blanca para el siguiente año, pero que, por hoy, fue la figura que los mantiene con 8 puntos de ventaja sobre el Barcelona.

Continuar Leyendo

Internacionales -deportes

Virgil van Dijk otorga su décima copa al Liverpool

Publicado

el

El Liverpool hizo la tarea para coronarse campeón de la Copa de la Liga de Inglaterra tras vencer al Chelsea 1 – 0 con un gol en el minuto 119 en tiempo extra. El neerlandés Virgil van Dijk fue el héroe en Wembley con su gol y Luis Díaz fue uno de los más destacados con su ímpetu, por lo que se llevó su premio.

Tras un gol anulado al propio Van Dijk, una expulsión perdonada a Moisés Caicedo, dos palos, infinitas ocasiones y un Liverpool que tuvo que recurrir a varios adolescentes por la falta de jugadores, Jürgen Klopp lo volvió a hacer y da un título más, quien sabe si el último a su club.

Con suspense, a un minuto de otra tanda de penaltis, pero de forma merecida, el Liverpool vuelve a levantar un trofeo que ya ganó hace dos años contra el mismo rival. Esperar goles era poco más que una utopía, con los precedentes anteriores, las finales de Copa de la Liga y FA Cup de 2022, ambas acabadas en la tanda de penaltis tras sendos 0-0.

Es cierto que poco se parecen estos equipos a los de hace dos años, en el caso del Liverpool por las infinitas bajas y en el del Chelsea por le reconstrucción de 1.000 millones llevada a cabo por Todd Boehly, pero la sensación de que no iba a haber muchos goles seguía ahí.

Con un Liverpool sin un tridente titular, con Cody Gakpo, Luis Díaz y Harvey Elliott y el Chelsea, acostumbrado a no ver puerta, el partido fue un carrusel de emociones.
Dramático, electrizante por momentos, caótico en otros tramos del juego, así se vivió la gran final de la Copa de la Liga inglesa entre el Liverpool y el Chelsea, que en 90 minutos de juego no lograron romper el cero en el marcador.

INTERESANTE!  La historia detrás del beso entre dos jugadoras en el Mundial de Francia que se volvió viral

Las imprecisiones de cara al arco se impusieron, los arqueros de los dos bandos fueron claves y dos goles anulados por el VAR se llevaron el protagonismo de un duelo en el que el colombiano Luis Díaz demostró que soporta la presión y se puede hacer cargo del ataque de un equipo de talla mundial.

A Luis Díaz le tocó ponerse el overol para trabajar por su equipo en el mítico estadio de Wembley, en Londres. El guajiro, que fue titular en el cuadro de Jürgen Klopp, tuvo que comandar el ataque de Liverpool tras las ausencias del uruguayo Darwin Núñez, el egipcio Mohamed Salah y el portugués Diogo Jota.

Encendido empezó el colombiano, la primera clara del partido llegó de sus pies con un disparo de pierna derecha, que hizo trabajar al arquero serbio Dorde Petrovic, quien estiró su mano para evitar la caída de su arco.

Sobre el 24 del primer tiempo, Klopp sumó otro dolor de cabeza. Gravenverch se lesionó en su rodilla tras un golpe con el ecuatoriano Moisés Caicedo. El holandés se fue en camilla y Kavanagh ni revisó la jugada en el VAR ni sacó amarilla. Klopp, con doce jugadores en la enfermería, estalló en la banda, no dando crédito a lo que acababa de pasar.

Chelsea hizo el primer aviso en el minuto 31, Raheem Steling anotó gol tras un contraataque feroz, pero la anotación fue invalidada tras el fuera de juego que encontró el VAR del delantero Nico Jackson, quien fue el que le puso el centro al inglés.

INTERESANTE!  Agarran a "Pinki" por andar distribuyendo hierba mala

Gakpo tuvo un cabezazo al palo, Elliott una volea peligrosa y van Dijk un gol que nadie protestó. El holandés, en una falta lateral botada por Andy Robertson, cabeceó el 0-1, calcando un tanto que le hizo al Luton Town entre semana. Se encendieron decenas de bengalas en la grada y se dio por hecho que la diana fue legal.

Hasta que el VAR avistó un fuera de juego posicional de Endo, que molestó a Lewis Colwill para llegar a por el balón. Tras ir Kavanagh al monitor, decidió invalidarlo.

Más incredulidad para Klopp, que tenía que lidiar con el VAR, con el árbitro y con una plantilla en las últimas. Ante la falta de jugadores del primer equipo, tuvo que recurrir como cambios a Clark y McConnell, de 19 años, y a Danns, de 18. En el banquillo incluso esperaba su turno un chico de 16.

Pese a ser un Liverpool de emergencia, con los dorsales 62, 47, 84, 42, 53, 76 y 78 sobre el campo, el equipo de Pochettino no despertó hasta ese gol anulado a Van Dijk. Con olor a bengalas en el aire, Gallagher se encontró con la madera tras un jugadón de Palmer, mientras que Disasi falló, a merced de su calidad de defensa y no de delantero, un balón solo en el segundo palo.

Con el Liverpool acusando el esfuerzo físico y la inevitable prórroga a la vuelta de la esquina, Conor Gallagher erró un mano a mano, un disparo desde dentro del área en el que buscó la escuadra y Nkunku, Palmer y Malo Gusto desperdiciaron una triple ocasión en la que Kelleher tiró de reflejos para salvar al Liverpool en el descuento.

INTERESANTE!  Paolo Guerrero, seleccionado peruano estará finalmente en Rusia 2018

Con un Liverpool adolescente en Wembley, el Chelsea fue incapaz de tomar las riendas del encuentro y capitaneados por un incansable Luis Díaz, los ‘Reds’ fueron superiores en la prórroga, ansiando el premio de un gol que parece maldito en estos enfrentamientos.

Elliott, en un cabezazo en el segundo palo, lo rozó con la yema de los dedos, pero la gloria fue para Van Dijk. El central, en un córner a un minuto del final, apareció como un obús en el primer palo y cabeceó, esta vez sin oposición de la tecnología el tanto que evitó los penaltis y dio su décima Copa de la Liga al Liverpool.

Los ‘Reds’ son el equipo más laureado de esta competición, con dos trofeos más que el Manchester City. Pochettino, sin embargo, continúa sin ganar un título en Inglaterra. El eterno 0-0 al que parecen estar condenadas las finales entre Liverpool y Chelsea fue roto por Virgil Van Dijk.

Segundo título de la Copa de la Liga para el colombiano Luis Díaz con el Liverpool y el cuarto en sus dos años con los reds. El triunfo será una inyección anímica para el equipo de Merseyside, que quiere cerrar el ciclo del DT Jürgen Klopp conquistando la Europa, League, la FA Cup, la Premier League y la Copa de la Liga de Inglaterra, ya cumplió la primera tarea.

Continuar Leyendo

Publicidad

Lo Más Leído

A %d blogueros les gusta esto: